Así lo expresó el nuevo fichaje de Godoy Cruz, Lucas Müller, alero de 23 años, ex jugador y campeón con Olimpia A. El basquetbolista habló con «Toco y me voy» y contó porque cambió de vereda.

 Referido al año pasado, tuvo que ser un momento muy grande que dos versiones de un mismo club, en este caso Olimpia, juegue la final del nivel dos y los dos asciendan de categoría, además que tuviste una buena actuación en el tercer partido de la final con 15 puntos ¿Qué se sintió en ese momento? 

Sinceramente fue un momento increíble y único para el club, llegar a una final perdiendo solo 4 partidos  y ganándole a todos los equipos de la categoría, realmente fue un muy buen torneo de los equipos que van a quedar en la historia del club Olimpia.

¿Por qué tomaste la decisión de irte de Olimpia A a Godoy Cruz, que sería el clásico de barrio?

Tomé la decisión de irme a Godoy Cruz porque me gustó el proyecto que tienen pensado realizar en el club. Me junté con Sergio (Peralta), un gran amigo, y me lo comentó y me gustó e inmediatamente se lo comenté a los chicos con los que salimos campeones en Olimpia. Y además de parte de Olimpia nunca más nos volvieron a hablar ni a escribir, no tengo idea qué es lo que van hacer este año.

¿Crees que tomaste la decisión correcta en ir a un equipo donde te tocaría jugar el nivel 2 nuevamente?

No se si fue la correcta, si bien tuve varias ofertas de nivel 1 y de Superliga, elegí Godoy Cruz por el proyecto que tiene y porque Sergio me parece un gran entrenador y una excelente persona. Me entusiasmó y no lo dudé.

¿Cuáles son los objetivos que tiene Godoy Cruz para este año?

El objetivo para este año es salir campeón del nivel 2 en el primer semestre y en el segundo pelear el nivel 1 para que, en el 2023, Godoy Cruz pueda jugar la Superliga.

Con todos los nuevos refuerzos que hizo el Tomba ¿Cómo ves al equipo para afrontar el nivel 2 y cumplir esos objetivos planteados?

Lo veo muy bien al equipo, si bien con algunos de los chicos venimos jugando desde el torneo pasado, hay un montón de chicos nuevos. Nos veo con muchas ganas y motivados a todos, eso es importante, sinceramente nos tengo fe, respondió entre risas.

¿Y qué objetivos individuales tenés preparado?

Nunca me gustó plantearme objetivos individuales, creo que el básquet es un deporte de equipo y siempre los objetivos deberían de ser en equipo, no siempre es así evidentemente. Pero si hay alguno es terminar de sanar al 100% mi rodilla que hace 2 torneos que vengo arrastrando una lesión que no se va, si hay algún objetivo es ese.

Ahora más en lo personal. ¿Se te hace difícil ser padre y tener que jugar?

Se hace un poco difícil, es la verdad, pero por suerte mi familia siempre está ahí para darme una mano con el enano. Puedo decir que gracias a ellos puedo seguir jugando, si no se me haría imposible.

Fotografía: gentileza de Instagram @lucas_muller_9

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.